Consejos para reformar una casa que acabas de comprar

El mercado inmobiliario de segunda mano está en pleno alza. Se trata de una oportunidad muy atractiva para muchas familias. Gracias a la compra de esta clase de inmuebles las familias pueden transformar su nueva casa a su gusto. Estos son nuestros consejos con los que podrás reformar una casa sin problemas.

Aspectos legales para reformar una casa

Ante todo tienes que informarte en el Ayuntamiento de tu ciudad sobre la normativa vigente en materia de reformas de inmuebles. No es lo mismo reformar una casa unifamiliar que un piso dentro de una comunidad.

Solicita todos los tipos de permisos y seguros que necesites para que tu reforma no se vea paralizada. Por otro lado, es aconsejable que informes a tus vecinos acerca de las obras que vas a acometer. También necesitarás el beneplácito de la comunidad de propietarios para llevar a cabo la reforma sin inconvenientes de última hora.

La importancia de contar con profesionales

Las empresas especializadas en reformas integrales pueden llegar a ahorrarte un 20% del presupuesto. Esto se debe, principalmente, a que estas empresas están formadas por verdaderos profesionales del sector que conocen el mercado a la perfección. Por otro lado, ellos se encargarán de todo para que tu proyecto se lleve a cabo en el plazo establecido. No tendrás que preocuparte de llamar a los diferentes tipos de trabajadores (carpinteros, electricistas, fontaneros, arquitectos…) Las empresas de reformas integrales cuentan con su propio equipo de trabajo.

Finalmente, estos profesionales te asesorarán en todo momento acerca de los mejores materiales, opciones en la reforma, así como en la solución de imprevistos. Compara varios presupuestos y opta por aquella empresa que mejor se adapte a tus necesidades.

Otros aspectos a tener en cuenta para reformar una casa

A continuación, te mostramos otras pautas que no puedes olvidar para reformar tu casa. Toma nota:

  1. Analiza los puntos fuertes y débiles de tu vivienda: no empieces a pensar en tirar paredes sin antes una valoración global del inmueble. Pide a los profesionales contratados que elaboren un proyecto teniendo en cuenta el estado de la estructura y su aislamiento, las instalaciones de luz y agua, materiales, etc.
  2. Mejora la entrada de luz natural: si es posible, estudia si es posible ampliar la entrada de luz natural hacia la vivienda. Este es un punto muy positivo que hará de tu hogar un lugar más cercano a la eficiencia energética. Además, te ayudará a ahorrar dinero en tus facturas.
  3. Usa materiales de calidad: ¿qué deseas para tu casa? No escatimes a la hora de buscar lo mejor. Recuerda que lo barato siempre sale caro. Se trata de la comodidad y bienestar de tu familia.
  4. Piensa en la decoración: el diseño y decoración de tu nueva vivienda es fundamental para darle ese toque final que tanto te gusta.

Si estás pensando en comprar una casa para reformar ponte en contacto con nosotros. En Casas Raluy te asesoraremos para que puedas encontrar lo que siempre habías soñado para los tuyos.

Tags:

Categories: Blog